Presa La Boca en Nuevo León ‘agoniza’, desaparecerá el 22 de marzo

Presa

La severa sequía que se vive en Nuevo León, ha hecho que una de La Boca, una de las presas más importantes del estado se encuentre agonizando y con una fecha para su desaparición, debido a que no existe forma de recuperar el agua almacenada.

El director de Servicios de Agua y Drenaje de Monterrey, Juan Ignacio Barragán Villarreal, había dicho el 23 de febrero que a la presa La Boca estaba agonizando, pero se presagiaba que tendría dos meses más de vida.

Sin embargo, el martes 22 de marzo será el fin de esta presa; lo peor es que no se pronostican lluvias en el estado, además se necesitaría de un huracán para volverse a llenar La Boca.

Presa La Boca, una desaparición anunciada

Hace tres meses, la presa de La Boca reportaba un almacenamiento de 17 millones de metros cúbicos, de tal forma que en tres meses éste cayó 64.7 por ciento.

En los meses posteriores, las precipitaciones se situaron por debajo de lo habitual, que de por sí es bajo, por lo que, enfatizó, se necesitaría de un milagro para que las presas La Boca y Cerro Prieto no se secaran.

Disminución de agua

Ante la desaparición de la presa, el abasto de agua en diversas zonas de Nuevo León se verán afectadas y es una muestra más de los daños que está produciendo el cambio climático.

Además de las diversas fugas y desperdicio de agua en varias regiones del estado y de gran parte de México.

Deja un comentario

noticias relacionadas